sábado, 28 de agosto de 2010

Canícula

Me sorprendió la definición de canícula en un juego de palabras de hace unos días en la radio. Un profesor propone palabras de poco uso, o uso incorrecto, para que los conductores arriesguen un significado, y luego da la definición. en este caso dijo que canícula era "un momento de mucha tensión". Sin embargo, tanto de acuerdo al diccionario como al uso habitual que yo recuerdo, canícula es un momento de intenso calor. Típicamente lo he visto usado referido al momento de máximo calor durante las tardes de verano.

En latín, canícula significa "perrita". Y cuando cae la canícula nos deja como perros sin aliento, echados a la sombra. Curiosamente, la etimología conecta astronómicamente las dos cosas: el momento de máximo calor en el verano del hemisferio norte coincide con la aparición de Sirio (la estrella más brillante, la Estrella Perro de la constelación Can Mayor) justo antes del amanecer. Este evento tiene un nombre muy gracioso (al menos para los argentinos), hoy en día en desuso: es el orto helíaco de Sirio. Parece que era un momento importante del año para muchos pueblos antiguos, probablemente por su utilidad para establecer un calendario, o tal vez por el aumento del riesgo de epidemias. Hace 3000 años ocurría aproximadamente un mes antes que ahora, debido a un movimiento de balanceo de la Tierra llamado precesión y que tiene un período muy largo, de 26 mil años.

La fecha exacta depende, además, del lugar de la Tierra desde donde se observe. En Bariloche, me parece que habría que intentarlo a mediados de junio, a eso de las 8:30 de la mañana. Mucho calor no va a hacer. A ver si me acuerdo el año que viene y saco una foto.

En estos días de canícula en el hemisferio norte, en Bariloche no damos abasto con la nieve. Esta semana me tuve que quedar en casa una mañana, varado. Así se veía mi calle. ¿Cuál es el antónimo de canícula?

Compartir:

3 comentarios:

  1. Mi abuelo suele usar esa palabra, pero desconocía su etimología. Interesante aporte, y más estando relacionado con la astronomía.
    Salu-2 y salu-3, o en general salu-primo.

    ResponderEliminar
  2. Claro: el abuelo. Es verdad que es una palabra un poco en desuso. Es una lástima, porque es una palabra preciosa. A mí me suena siempre a un diminutivo de canica con todo lo que evocan las bolitas...

    ResponderEliminar
  3. Guillermo Abramson,

    Estoy asombrado por su capacidad para divulgar ciencia y hacerla sumamente atractiva. Le comento que en estos meses comenzaré a trabajar para una agencia de divulgación científica y, por esa razón, tuve la suerte de dar con su blog. Es maravilloso. Hace instantes, le envié un correo a gmail. Espero que pueda leerlo y responderme.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...